Posted by : Entre Notas Rosa lunes, 22 de septiembre de 2014


Esta fue la variación durante el segundo trimestre. 

Hay tendencia al alza.

 
En Barranquilla, donde los precios estaban rezagados, la llegada de nuevos inversionistas ha empujado el costo de las inmuebles nuevos.
Foto: Archivo particular
En Barranquilla, donde los precios estaban rezagados, la llegada de nuevos inversionistas ha empujado el costo de las inmuebles nuevos.
Durante el segundo trimestre del año, los precios de la vivienda nueva en Colombia mantuvieron la tendencia al alza.
Según el Dane, frente al mismo periodo del 2013 se incrementaron 9,99 por ciento, índice que desde el 2011 ha registrado una variación promedio que supera el 10 por ciento.
Por ciudades, Bogotá reportó el mayor incremento (10,21 por ciento), que, según Jorge Enrique Gómez, presidente de la Lonja de Propiedad Raíz, tiene estrecha relación con la incertidumbre generara por la suspensión del Plan de Ordenamiento Territorial (POT).
Clemencia Parra, presidenta de la firma Unifianza, coincide con el directivo y le agrega otra razón al fenómeno: los costos inherentes a los trámites.
“A esto hay que sumarle que la demanda de vivienda es altísima, lo que, obviamente, se traduce en los precios”, anota.
Barranquilla también está en la senda alcista (9,64 por ciento), según Parra, porque en los últimos cuatro años tenía los precios rezagados y ahora simplemente está en un proceso de actualización. Y como en Bogotá, la demanda aumentó.
“Pero no es solo vivienda. La capital del Atlántico consolidó su vocación comercial, están arribando grandes firmas locales y multinacionales, y esto mueve el mercado y, claro, los valores de la finca raíz”, explicó.
La lectura del presidente de la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz (Fedelonjas), César Llano, apunta a una “estabilización”.
Según el directivo, la cifra no supera la media del 2013, lo que quiere decir que se están reacomodando, pero no cayendo. A la situación de Bogotá, Llano le suma la oferta de tierra que sigue restringida.
Cabe destacar que a Bogotá y Barranquilla le siguen Medellín (con un alza de 8,79 por ciento), Cali (8,63 por ciento), Bucaramanga (8,45 por ciento), Armenia y Pereira (5,53 y 2,37 por ciento, respectivamente).
Si se mira el tipo de solución habitacional, en el segundo trimestre la variación de las casas nuevas en el país fue del 10,58 por ciento, mientras que la de los apartamentos se ubicó en el 9,73 por ciento.
En el caso de Bogotá se confirma una tendencia de los últimos meses sobre el encarecimiento de los costos para las viviendas en estratos bajos, segmento en el que durante el segundo trimestre del año la variación de los precios superó el 18,3 ciento, según el Dane.
ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Powered by blogger Sandaniel20