Posted by : Entre Notas Rosa domingo, 30 de agosto de 2015

-      El Departamento de Prensa del aspirante al primer cargo ejecutivo de la capital guajira, dio a conocer un comunicado en el cual el candidato expresa su solidaridad y solicita a las autoridades competentes que presten la atención necesaria a los ciudadanos colombianos deportados recientemente de la República Bolivariana de Venezuela.

-     "A los guajiros nos afecta lo que sucede en la frontera, teniendo en cuenta la corriente migratoria que desde Riohacha, Maicao, Manaure, Uribia, Fonseca y El Molino se registra hacia la República Bolivariana de Venezuela, dijo Velasquez Rivadeneira.

-       El Presidente Juan Manuel Santos y la Ministra de Relaciones Exteriores, María Ángela Holguín, deben encontrar a través del diálogo con sus homólogos de la República Bolivariana de Venezuela, una salida positiva a la situación generada por la masiva deportación de  los ciudadanos colombianos.


-       Velásquez Rivadeneira resaltó en su comunicación la necesidad que los entes de control (Defensoría, Personería y Procuraduría), presten asesoría a los nacionales que se encuentran en la frontera del departamento de La Guajira, hasta que puedan llegar a sus ciudades de origen.


Estos son algunos de los puntos resaltados en el comunicado enviado a los medios de información y cuyo texto publicamos a continuación:

"En nuestra condición de habitantes residentes de la zona de frontera colombo - venezolana vemos con preocupación el trato que las autoridades venezolanas han dado a un grupo significativo de ciudadanos colombianos residentes en ese país y que por largo tiempo contribuyeron con su trabajo a generar riquezas en ese territorio y a contribuir con la convivencia ciudadana, pero que en los actuales momentos se les han desconocido sus derechos como seres humanos, siendo maltratados con agresiones físicas y psicológicas, afectando a niños, adultos y a la unidad familiar, al ser sacados de sus viviendas en forma abrupta sin darles oportunidad de recoger elementos personales esenciales y enseres domésticos, teniendo que salir con la ropa que tenían puesta dejando enseres y demás pertenencias que con gran esfuerzo habían adquirido producto de sus años de trabajo y a quienes en estos momentos, por estas condiciones de desprotección expresamos nuestra solidaridad.

En estas circunstancias apremiantes de carácter humanitario hacemos un llamado a las autoridades competentes, Defensoría del Pueblo, Personería y Procuraduría para que asesoren y vigilen la asistencia humanitaria y se les preste ayuda urgente a las familias de colombianos que están llegando por esta frontera a la ciudad de Riohacha quienes carecen de las condiciones básicas para la protección de su integridad, como alimentos, ropas y protección, por lo cual algunos están viéndose obligados ante la urgencia de la realidad que afrontan a procurar el apoyo de la ciudadanía para buscar una pronta solución a sus necesidades.


Por los informes de prensa, la situación tiende a empeorarse por lo que la población de colombianos deportados va a crecer de una manera considerable lo que supera la iniciativa individual de solidaridad de parte de los habitantes de la ciudad de Riohacha, por lo que en este momento se necesita de Albergues para recepcionar a esta población y darle el tratamiento médico asistencial adecuado que requiere con urgencia la situación que están afrontando para facilitar posteriormente su traslado a los diferentes sitios de origen de la Región Caribe y de los otros departamentos del interior del país donde residen sus familiares.

Esperamos igualmente, que el gobierno nacional en cabeza del Presidente Juan Manuel Santos y de la Ministra de Relaciones Internacionales, María Ángela Holguín puedan tomar medidas a través del diálogo y el entendimiento con su homólogo de la hermana República Bolivariana de Venezuela, el Presidente Nicolás Maduro y su Canciller Delcy Rodríguez, para poner fin al tratamiento que viene recibiendo la población de colombianos residentes en el territorio venezolano sin tener en cuenta un debido proceso acerca de las condiciones civiles y sociales de la permanencia toda vez, que personas de bien sin antecedentes criminales o violatorios de las leyes venezolanas vienen siendo tratados como delincuentes violándoles todas sus garantías procesales.

Es importante a su vez, destacar que lo que ocurre con los colombianos deportados no es solo un asunto de orden nacional, (de las cancillerías Bogotá - Caracas) si no que nos afecta a todos los ciudadanos de la frontera dada la vía migratoria que se presenta desde Maicao hacia Riohacha y los demás municipios fronterizos del Departamento de La Guajira, como Uribia, Manaure, Fonseca y El Molino; dadas las condiciones de vida que tenemos los colombianos que habitamos en este territorio por los intercambios de productos que hacemos permanentemente como resultado de las históricas relaciones económicas, sociales y culturales que se han construido entre familias de la etnia Wayuu y de mestizos en ambos lados de la frontera; es así como pensamos conveniente generar un hermanamiento de ciudades entres las capitales de frontera, de manera que podamos trabajar por minimizar los riesgos a los que se expone la población localizada en ambos lados de la línea fronteriza en momentos de tensión; por lo que hacemos un llamado al gobierno nacional para que pueda garantizar una pronta y pacífica intervención que permita obtener una solución definitiva a esta situación".

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Powered by blogger Sandaniel20