Posted by : Rosa López Arredondo miércoles, 18 de febrero de 2015

Los dos actores se han ganado la admiración de los grandes de la TV. Elenco habló con ellos.

Por:  CRISTINA ESTUPIÑÁN CH.


Contaron en la pantalla la niñez del cantante Diomedes Díaz y, sin tener conocimientos en actuación, se ganaron la admiración de los grandes del medio y de la audiencia. dos vidas opuestas en la tv y en la realidad.

Vea aquí la galería de fotos de los dos jóvenes actores.

Él es uno de esos niños que las señoras llamarían “hiperactivo”, porque es terriblemente inquieto. Ella, en cambio, es tranquila y, como adolescente, cuando toca, le ‘hala las orejas’. Juan Bautista Escalona y Sofía Araújo fueron los primeros protagonistas de la telenovela Diomedes, el Cacique de La Junta, quienes con su actuación natural e impecable cautivaron a la audiencia y le devolvieron el rating al Canal RCN.

Ninguno de los dos tenía idea de lo que era pararse frente a una cámara y hacer un personaje. La oportunidad les llegó con el director Herney Luna, un cazatalentos sin igual que ya había demostrado con El Joe, la leyenda tener ojo para esto. “Nunca pensé que tuviera capacidades para actuar, pero como toda niña soñaba con eso; y como son las oportunidades de Dios, la de interpretar a Mélida, el primer amor del ‘Cacique’, llegó de la nada. Una tía me dijo del casting y lo presenté. Hice tres audiciones y la última fue con nuestro director”, cuenta la joven.

Para Juan, la posibilidad de encarnar a Diomedes Díaz -cuando era niño- se dio gracias a que lo propuso Andrés el ‘Turco’ Gil, director de la academia de música vallenata más prestigiosa de Valledupar y de la famosa agrupación Los Niños del Vallenato, a la que pertenece Juan. “No fue fácil llegar al señor Herney. En el colegio me mandaron cortar el pelo y me lo quitaron todo. Por esos días hicieron el casting, fui y me dijeron que podía servir para muchos personajes, pero que me necesitaban con cabello. Me creció y me llamaron para hacer otra audición -recuerda Juan con desparpajo-, pero fue justo cuando iba a visitar a una amiga. Yo quería verla y creo que el afán me quitó los nervios y fluyó todo bien. Al director le gustó y viajé a Bogotá”.

Él tiene apenas 14 años y ella 19, y aunque sus vidas son opuestas -muy parecidas a las de sus personajes- se hicieron amigos, se tienen cariño y las clases sociales no les interesan.

La hermosa adolescente de ojos claros y rostro angelical es miembro de la reconocida familia Araújo, la misma de la ‘Cacica’ Consuelo Araújonoguera, quien fue ministra de Cultura y fundadora del festival de la música que convirtió en ídolo a Diomedes Díaz Maestre. “Ella era mi tía abuela, pero cuando fue asesinada (29 de septiembre de 2001), yo tenía 6 años. Vivo orgullosa de mi familia y siento que cada uno me ha dejado grandes enseñanzas en diferentes áreas. Mi tía fue una persona que hizo historia; marcó la diferencia con su inteligencia, con sus estudios y sabiduría, y supo dejar huella”.

Juan no se queda atrás. Lleva en su sangre el sentir vallenato, pues es familiar lejano del compositor Rafael Escalona. “Era hermano de mi abuelo, y mi mamá era su sobrina. Lo conocí y fue muy agradable. Me puso a cantar cuando le contaron que yo lo hacía en la calle, y su hijo es mi seguidor número uno. A él lo considero un gran maestro de nuestro folclor”.

“Yo cantaba en las calles”

Su hogar y escenario eran el río Guatapurí, al que se ‘volaba’ sin permiso de su mamá. “De verdad mi vida antes de relacionarme con el maestro (como también le dice al ‘Turco’ Gil) era muy difícil. A él lo conocí cantando en la calle. A mí no me da pena decir quién soy y lo cuento con humildad. Cuando le salía a mi mamá con que iba a hacerlo, ella me regañaba y me lo prohibía, pero yo por ayudar me escapaba con mi hermano al río, donde siempre había mucha gente los fines de semana (nosotros vivíamos en un barrio de la margen derecha del Guatapurí), y con eso me sentía alegre y útil, porque estaba haciendo lo que me gustaba y ayudaba a mi familia. Cantaba y me daban una propina”.

¿Quiénes integran su familia?

Mi papá está en Ciénaga (Magdalena) y somos ocho hermanos. Viví con mi mamá, pero hace dos años quiso irse donde su familia y viajó a Santa Marta con mi hermano menor, y yo me quedé en Valledupar. Los demás ya son grandes. Ella extrañaba a su gente. Cuando le dije que no quería irme, pasó casi lo mismo que en la novela. Me dijo que no me mandaba solo, que me tenía que ir con ella. Le expliqué que no podía hacerlo porque en esa ciudad tenía lo mejor para mí: la música vallenata, que es lo que más quiero. Le dolió mucho dejarme allí, pero voy cada vez que tengo vacaciones. Cuando le dio ese arranque me dio mucha rabia porque la extraño y me encantaría que estuviera en todo lo que hago,pero no se puede.

En ese momento tenía 12 años, ¿con quién se quedó?

No me quedé solo sino con mi maestro Andrés el ‘Turco’ Gil. Me dijo que me iba a cuidar, a formar como un cantante y a pulirme. Él y sus alumnos son mi segunda familia.


¿Qué encontró en casa del ‘Turco’ Gil?
Siempre he querido tener mejores cosas, y estoy con muchos niños, entonces es muy divertido. Hago lo que me gusta, paso muy bien y ayudo a mi gente, y eso me alegra.


¿Qué hace su mamá?
Si le sale trabajo en casas de familia, va y lo hace, pero no es recicladora como dijeron.


¿Qué pasaba cuando llegaba con plata a su casa?
Mi mamá se ponía furiosa porque no está de acuerdo con que los niños trabajen, pero yo la contentaba, le dejaba la plata y me iba otra vez. A veces el dinero quedaba por ahí y no lo cogía después. En un día podía hacerme hasta doscientos mil pesos, pero era más lo que me comía que lo que dejaba. No fue difícil hacer la novela; siento que no fue un papel. Soy igual de espontáneo al personaje y mi vida ha sido muy parecida a la de Diomedes Díaz.


¿Alguna vez pasó necesidades?
Nunca me faltó nada. Siempre había comida, gracias a Dios, que es maravilloso. No es que fueran manjares como arroz chino o pollo, pero sí comíamos lo que nos llenaba.


¿Qué significa ganar dinero?
Hay que ser un ‘duro’ para ganar bien y ayudar a la familia. De tanto quererlo, por lo menos le compré una tierra a mi mamá y después haremos la casa. Ella dice que le va a poner piso, rejas, y me parece bien. Le regalé un televisor con lo que recibí y le voy a dar una plancha, ropa, y lo que me pide se lo mando. También aprendí a pintar y le hice un cuadro.


¿Cómo hacían para verlo si no tenían TV?
¡Era una locura! El día que iba a salir en la gala del Factor X (concurso en el que participó) se fue la luz en todo el barrio y todos subieron la loma, cerca de la avenida, a verme en una tele pequeñita.


¿Y cómo le va con el estudio?
Cuando estaba muy pequeño, mi mamá se la pasaba viajando de un lado a otro, entonces entraba a un curso y no podía seguir. Cuando lo hice en firme tenía siete años y estoy atrasado, pero como nunca es tarde, no me voy a rendir. Ahora estoy en sexto... el estudio es lo que me puede dar todo lo que quiero.


¿Cuál es su meta?
Tengo tres: la primera, ser cantante y un gran músico; la segunda, ser actor de comedia y películas de acción, y la última es hacerle la casa a mi mamá.

"Mi mamá trabaja en casas de familia si le sale trabajo -afirma juan-, pero no es recicladora como dijeron”.

“Dije que no podía darme
besos con nadie o prefería
rechazar el personaje”

Después de esta experiencia de pasar por la pantalla y ser aplaudidos por expertos en la materia como el actor Andrés Parra y los televidentes, Juan y Sofía comprenden que deben prepararse para seguir triunfando. “Quiero formarme y sé que uno tiene que ser profesional en lo que hace. Me fijo objetivos, y esto me gustó tanto que estudiaré. Siempre me ha encantado el arte; desde pintar hasta tocar el clarinete -cuenta Sofía-. Cuando descubrí que tenía este talento se me revolvieron los sentimientos. Estuve feliz, angustiada, nerviosa, pero poco a poco todo fluyó natural porque soy costeña y ya tenía el acento y podía utilizar mi lenguaje. Con los días me hice amiga de Juan y las escenas lindas salían sin problema. En mi casa estaban orgullosos. Mi mamá me acompañó a todas las grabaciones, y cuando salió al aire la novela, la alegría fue mayor”.


¿Cómo logró encarnar a Mélida?
La preparación era previa a la grabación. Herney hacía cada escena antes, nos explicaba qué sentían los personajes y decía que necesitaba altibajos creíbles, que transmitiéramos los sentimientos.


¿Cómo fue compartir set con un niño al que le lleva 5 años y pertenece a un mundo distinto al suyo?
Juan me enseñó lo que son la humildad, la nobleza y la felicidad. Siempre sonríe sin importar lo que ocurra. ¡El trabajo fue cálido! Él es un niño muy amigable, y desde que nos conocimos en el casting nos volvimos amigos.


¿E indagó sobre usted?
Poco a poco. Primero quiso saber dónde estudiaba, luego de mi familia, me contó de sus cumpleaños, que era incapaz de ser grosero con la gente y que una vez no se dieron las cosas con una niña que le gustaba y le cogió rabia, pero que prefería callarse antes que humillarla. Y con eso me dio una lección muy grande.


¿Cómo es Sofía en la vida real?
Creo que me parezco bastante a Mélida. Cuando no me salen las cosas me da mal genio. No insulto como ella, pero cuando tengo rabia prefiero estar sola. De resto soy alegre, descomplicada... Me gusta estar con mis amigos, pero soy reservada. Por lo general mis cosas no se las cuento a otros porque siento que si se enteran de mucho saben mis debilidades, y eso no me gusta.


¿Quiénes conforman su familia?
Soy hija única de papá y mamá. Mi papá ahora está casado y tiene dos hijos, pero en realidad somos cuatro porque tengo un hermano mayor.


Su tío Álvaro Araújo también está en la producción…
Cuando yo grababa, él no estaba en el set; nos cruzábamos, pero me recomendó que me relajara para que me saliera natural el personaje, y que cuando la novela estuviera al aire sería un éxito, como lo es. Me dijo que para ese momento debía tener los pies sobre la tierra, ser profesional y responsable, porque el día que perdiera eso, lo perdía todo.

"Me parezco bastante a mélida, pero soy muy reservada -dice sofía-. mis cosas no se las cuento a otros porque siento que si se enteran de mucho, saben mis debilidades”.


Los papás son celosos con sus niñas; ¿al suyo le pareció bien que hiciera la novela?
Desde el principio, y antes de grabar cualquier cosa, dije a la producción que no podía darme besos con nadie porque mi papá me pidió que no lo hiciera. Si era así, prefería rechazar el personaje. En la novela había unos besos con Félix (adolescente del que Mélida estaba enamorada) y los quitaron del libreto. El de Diomedes lo hice porque era un ‘piquito’ a un niño. Fue solo uno, aunque Juan me pedía más -dice entre risas.


¿Y tiene novio?
Sí, hace cuatro meses. Es de Medellín y se llama Ricardo Gil. Está orgulloso de mí y dice que no sabía que yo tenía ese talento. Siempre me apoya y me felicita.


¿Y su papá cómo ve esa relación?
Como es muy celoso, dice que acepta cualquier verdad pero ninguna mentira. Desde que sea sincera, siempre me apoya. Es celoso, pero me entiende, comprende mi adolescencia y me deja ser.


¿Qué hará al graduarse?
Tengo planeado viajar a Francia para aprender el idioma y quiero vivir allá un tiempo, conocer esa cultura, vivir nuevas experiencias, porque uno debe ampliar día a día su horizonte.


¿Escucha la música de Diomedes Díaz?
Como buena vallenata, desde chiquita la oía. Desde pequeños aprendemos sus canciones. Nunca viví su historia de cerca, pero ahora con la novela conocí La Junta y su infancia tan dura. La gente lo criticó mucho, pero algunos no saben a fondo cómo fue su vida. Él era un niño echado pa’lante que tenía claro su norte pese a todo. No podía ver sufrir a su mamá y desde pequeño luchó por su familia.
En el Parque Mundo Aventura de Bogotá fue el reencuentro de este par de amigos que vivieron un amor imposible, pero de telenovela. •

Vestuario: Geff y Punto Blanco. Maquillaje: Alex Ramos.
Locación: Parque Mundo Aventura, Carrera 71D N° 1–14 sur, Tel.: 414 2700, Bogotá.
Facebook: parquemundoaventura, Twitter: @mundo_aventura Instagram: mundo_aventura

Crédito: Cristina Estupiñán

Fotografía: Juan Manuel Vargas

Producción: Paula Sanmiguel


http://www.eltiempo.com/elenco/los-dos-jovenes-actores-mostraron-su-gran-talento-en-la-pantalla-chica/15156115

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Powered by blogger Sandaniel20